Los primeros 300 días de pandemia: las secuelas del covid y sus estudios en Chile

Dificultades para subir una escalera, pérdida de cabello, vértigo o problemas cardíacos, son parte de las duras secuelas del covid-19 en pacientes que han debido pasar por la UCI para salvar sus vidas. El “día después” de la pandemia se aproxima, y por lo mismo investigadores están estudiando los efectos de la enfermedad en nuestro país, algunos de ellos auspiciados por el Ministerio de Ciencias. De éstos, sólo 6% aproximadamente están enfocados en las secuelas.

Ahora que los avances de la ciencia han permitido una rápida detección de casos positivos y un manejo más adecuado de los pacientes, las miradas comienzan a centrarse en qué viene a continuación con los millones que se han contagiado y las secuelas de esta terrible enfermedad.

El pasado lunes se cumplieron 300 días de la llegada del nuevo coronavirus a nuestro país, cuando un médico de Talca dio positivo convirtiéndose en el primer paciente en Chile.

En ese instante la principal preocupación era evitar el contagio masivo y la propagación de la pandemia y no se pensaba en los efectos a largo plazo de la enfermedad, especialmente para aquellos que presentaron síntomas leves.

Sin embargo, con el paso de los meses, los investigadores a lo largo del mundo ya están enfocados en las secuelas del covid-19, pese a que algunos países están recién entrando en la denominada “segunda ola” de contagios.

El problema es que de la enfermedad se sabe poco aún, pese a que es innegable los importantes avances por parte de los científicos, tanto en lograr una vacuna, como implementar tratamientos efectivos a la enfermedad.

Estudios en Alemania

En Europa, uno de los primeros continentes afectados por la pandemia, empiezan a notarse las secuelas del covid-19. Sin pertenecer a grupos de riesgo, algunos jóvenes no han podido retomar sus actividades diarias principalmente por dificultades en su capacidad respiratoria, aunque también se sospecha de otros problemas que podrían desencadenarse en los pacientes recuperados.

Recordemos que el covid-19 es una dolencia multiorgánica, que provoca desde trastornos pulmonares a pérdida del pelo, pasando por alteraciones del sueño, fatigas o disfunciones neurológicas, como vértigo; así como también problemas cardíacos y otras complicaciones que surgen debido a la terapia intensiva, sobre todo quienes estuvieron conectados a ventilación mecánica de manera prolongada.

Quizá lo más común es la falta de aire al hacer algo tan simple como subir una escalera.

Según publica el portal de noticias Deutsche Welle, el hospital universitario alemán Schleswig Holstein de Kiel emprendió a finales de octubre el mayor estudio realizado hasta la fecha sobre las secuelas a largo plazo, con un equipo médico multidisciplinario examinando a 2 mil pacientes que han superado el virus y que según las estadísticas, se consideran recuperadas.

Enlace noticia completa